martes, 11 de enero de 2011

Vientos de cambio para la conservación (vienen de Tierra del Fuego!)

Hace 5 años, cuando recién comenzamos nuestro trabajo de conservación en Magallanes, presentamos un proyecto de educación en biología de la conservación a la iniciativa Explora, de Conicyt. La idea era trabajar en Puerto Edén, una de las comunidades más aisladas que existen en Chile, promocionando la ecología y conservación del huemul. Nuestro proyecto fue rechazado por secretaría, pues no contaba con el número suficiente de escolares requerido por la agencia. ¡Casi nos dió un infarto! Teníamos experiencia acumulada en la zona por años. Conocíamos los huemules casi por sus nombres. Habíamos ayudado a crear la primera estación biológica existente en cientos de kilómetros a la redonda. Teníamos las ganas y todos los apoyos locales necesarios. Y nos eliminaron por secretaría porque en Puerto Edén sólo había 26 niños! Y nosotros íbamos a trabajar con todos. 

Por supuesto que alegamos. Y argumentamos todo lo que obviamente era razonable alegar, incluyendo discriminación, centralismo, falta de visión, etc. Batalla frontal (en nuestras mentes al menos!) contra la ceguera institucionalizada! Esa que Saramago nos enseño a distinguir tan magistralmente! Finalmente logramos convencer a alguien (gracias! gracias!), obtuvimos el apoyo, y desarrollamos uno de los proyectos más bellos y estimulantes de ciencias y conservación que se haya realizado en la zona. Y los resultados están a la vista, disponibles no sólo para los 26 niños de Puerto Edén, sino para los otros miles de la Región, el país, e incluso otras partes!

Niños de Puerto Edén, en visita a Fiordo Témpanos para visitar poblaciones de huemul (P Etchegaray)

Niños de la Escuela de Puerto Edén aprendiendo de la ecología de los huemules (Foto P Etchegaray)
Hoy hemos dado un nuevo paso para integrar a comunidades "aisladas" y "pequeñas" al mundo global de la conservación. En conjunto con el Depto. de Arquitectura de la Universidad Santa María de Valparaíso, y con el apoyo de Disney, estamos trabajando con la única escuela de la localidad de Cameron (Comuna de Timaukel) en Tierra del Fuego. Seguro todos saben (seguro....), pero debo decir que esta comuna es la más sureña de esta isla, y tiene una población de casi 500 personas, distribuidas en cientos de kms a la redonda. Esta escuela recibe 7 niños. Y nosotros estamos ahi para ellos, promoviendo el conocimiento y uso de energía eólica, limpia, y divertida. Y conectándolos con tantos otros niños en el mundo! Denle una mirada a lo que hemos estado haciendo:



Tierra del Fuego es fuerte, y su viento más. Esperamos que apunte y mentenga nuestra veleta en la dirección correcta! Y que nos ayude e impulsar nuestras ideas y las haga volar! Por ahora el viento nos golpea la cara, y nos estimula y hace sentir vivos. Si además nos ayuda ayuda a generar energía, la que nos permite conectarnos a internet, qué más podemos pedir a Timaukel!?

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Ojala que de esos 26 niños de Puerto Edén salga un ecologo tan sabio y sensible como tu Barbara. Todo Chile agradecido por la pelea que das a diario por la conservacion y la sensibilizacion.
Fuerza !

Edge dijo...

Ojalá tantos otros niños de Chile tengan la suerte de tener esas clases...

Excelente relato!

Abrazo,
T.

Bárbara Saavedra dijo...

Anónimo y Edge! Gracias por leer estas cositas y meterse a PAtagonia conmigo! Vuestro feedback es no sólo bienvenido, sino que estimulante!!!

Anónimo dijo...

HOLA ne dejó prendada eltrabajo que haces.Es muy interesante y necesario Tecuento soy ingenieara Agonoma y en un recodo del camino me encontre con un enfermdad degerativa la enfermedad de parkinson.
Yo quiero saber como los discapcitados
podemos hacer nuestro aporte como ciudadno del mismo país un abrazo
Erika Contreras M:

Bárbara Saavedra dijo...

Erika! Escribeme a mi mail y "conversemos". Me interesa tu opinión, pues uno de nuestros desafíos es abrir el área en la que trabajamos en tierra del fuego a discapacitados. No hemos avanzado nada, por lo que tu feedback nos podría ayudar!
Abrazos! B.

Anónimo dijo...

Les recomiendo abrir los links del blog. Hay verdaderas joyas. El libro sobre el Huemul esta increible, para leerlo en familia. Donde se pueden comprar?

Anónimo dijo...

BARBARA
NO HE PODIDO COMUNICARME CONTIGO
TESUGIERO QUE TU TE COMUNIQUES
A LA SIGUIENTE DIRECCIÓN


CONTRERIKA@GMAIL.COM